miércoles, 10 de octubre de 2012

El aprendizaje en entornos conectivos

Escribe: Paola Dellepiane

El 12 de septiembre de 2012, invitado por Fundación Telefónica de Argentina, George Siemens @gsiemens brindó una conferencia en Buenos Aires titulada: "El aprendizaje en entornos conectivos"


  
Me encantó haber podido "desvirtualizar" a George!! y debo decir que una vez más, "las fortalezas de los lazos débiles", como dice Siemens, me hicieron sentir que lo conocía desde hacía tiempo.
Me gustaría compartir algunas ideas y conceptos que me dejó la ponencia sobre conexiones, redes, nodos, innovación, conocimiento distribuido, y por supuesto de enseñanza y de aprendizaje. Para seguir pensando y construyendo....

Siemens define al conectivismo como la "integración de principios explorados por las teorías de caos, redes, complejidad y auto-organización"

El conectivismo nos trae una manera diferente de comunicarnos, de conocer y de aprender mediados por la tecnología. En este contexto, las conexiones que nos permiten aprender más, tienen mayor importancia que nuestro estado actual de conocimiento.
El conocimiento personal se conforma de una red, que se retroalimenta, proveyendo nuevos aprendizajes: el conocimiento "vive" en las redes.

El conocimiento está distribuido y conectado en la red. Así, es el grupo de personas el que construye conocimiento, y por ello, es fundamental entender el significado de estar en redes. El valor está entonces en conectar con las personas y conocimientos necesarios, en el momento justo.
Siemens trajo el concepto de co-evolución, evolucionamos con las redes y nos convertimos en personas distribuidas. Así, como docentes podemos promover la inteligencia social, sin embargo, nuestros alumnos ya construyen sus redes de colaboración fuera de la escuela.

La innovación se alimenta de ideas conectadas. Los grandes descubrimientos (como ser la máquina a vapor) surgieron (y surgen) de las conexiones que se gestan en la red. Así, las conexiones entre ideas y campos del conocimiento dispares pueden crear nuevas innovaciones.

Las personas de las que más aprendemos son, en su mayoría, con las que nos conectamos de otras maneras, es decir, no necesariamente de aquellas que están más cercanas. Es decir, solemos aprender más de nuestras redes de contacto que de, por ejemplo, nuestros compañeros de trabajo. De esta manera, el lugar físico no resultaría ser determinante para el aprendizaje (estaríamos refiriéndonos a las fortaleza de los lazos débiles)

Otro concepto que trajo fue el de GLOCALIZACIÓN, proceso por el cual con quienes estamos conectados, llegamos a otros vínculos, y esto gracias a que la información fluye en la red, aumentando la probabilidad que la información "más precisa" se encuentre justamente en la red.

En un mundo más complejo de lo que suponemos, si hablamos de conectivismo debemos pensar en el paradigma de la Complejidad. A partir de fines del siglo XX, podemos hablar de una "complejidad organizada", en donde es posible establecer patrones de conectividad para resolver problemas,gracias a las interrelaciones que son posibles establecer en las redes.

Siemens nos dice que necesitamos cambiar los espacios y estructuras de nuestra sociedad para alinearnos con el nuevo contexto y características del conocimiento. Así, "a medida que el conocimiento crece y evoluciona, el acceso a lo que se necesita es más importante que lo que el aprendizaje posee"

Mucho de su teoría apunta al aprendizaje, pero también a la enseñanza: ¿Qué es enseñar desde una posición "conectivista"?

Enseñar es conectar personas, experiencias, conocimiento, contenidos,..... pero también es enseñar a "desconectar", a darse tiempo para la comprensión y tener presente que estar conectado no es suficiente para garantizar el aprendizaje, es necesaria una conexión "profunda" si nos referimos al aprendizaje.

Siemens manifestó la importancia de la escuela como institución educativa que desempeña un papel fundamental, sin embargo, dada la complejida del sistema, no tiene sentido querer comprender su complejidad. La clave entonces está en la tarea del docente en su clase, el profesor se convierte en un "tutor", un "curador" que evalúa, filtra y valida las conexiones adecuadas.

Resulta entonces necesario repensar la forma de diseñar la enseñanza pero, ¿cómo resignificar la enseñanza en tiempos donde las conexiones y la liquidez adquieren relevancia?